Los contratistas de obra pública dicen que su situación es “insostenible” y rechazan la ralentización de inversiones

La Cámara de Contratistas de Obra Pública de la Región de Murcia, entidad asociada a la Federación Regional de Empresarios de la Construcción (FRECOM) se muestra “disconforme” con el anuncio realizado por la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia de que se ralentizarán inversiones en infraestructuras y se pospondrán, “aún más”, los pagos a las empresas contratistas.

Para los contratistas de obra pública, la situación económica y financiera de cientos de empresas “es ya insostenible, debido a los retrasos acumulados de varios de meses en el cobro de las facturas pendientes”. Según estimaciones del sector, la construcción ha perdido en los dos últimos años casi el 50% de los ocupados, entre asalariados y autónomos, de los que al menos 10.000 trabajadores lo eran de empresas contratistas de la Administración.

La Cámara de Contratistas considera que estos trabajadores “ya han pagado un precio altísimo como consecuencia de la crisis económica, pero también de los incumplimientos en los pagos de las diferentes administraciones, y otros miles pueden perder su empleo en las próximas semanas si las empresas continúan siendo maltratadas”.

Por otra parte, los empresarios de este sector “no comprenden que se hable de endeudamiento para mantener el nivel de gasto corriente de la administración cuando las empresas, creadoras de empleo y pagadoras de impuestos, están desapareciendo como consecuencia, en parte, de la deuda de las administraciones”.

Así las cosas, rechazan “la pretensión de la Comunidad Autónoma de ralentizar, eliminar o posponer cualquier inversión, así como el llamado “deslizamiento” en los pagos pendientes”, al tiempo que informan de que se ha abierta en la Cámara de Contratistas “un periodo de consultas con todos nuestros asociados para determinar las acciones legales e institucionales pertinentes”.

 

 

CROEM | Fotos


CROEM | Vídeo